¡Explora Tu Amor, Salmos y más!

Explorar temas relacionados

¡Cantaré eternamente tu amor, Señor! (Salmo 89, antífona)

¡Cantaré eternamente tu amor, Señor! (Salmo 89, antífona)

¡Feliz el hombre que se complace en la ley del Señor y la medita de día y de noche! (Cfr. Salmo 1, 1a.2)

¡Feliz el hombre que se complace en la ley del Señor y la medita de día y de noche! (Cfr. Salmo 1, 1a.2)

¡Vengan, cantemos con júbilo al Señor, aclamemos a la Roca que nos salva! ¡Lleguemos hasta él dándole gracias, aclamemos con música al Señor! (Salmo 95, 1-2)

¡Vengan, cantemos con júbilo al Señor, aclamemos a la Roca que nos salva! ¡Lleguemos hasta él dándole gracias, aclamemos con música al Señor! (Salmo 95, 1-2)

Bendito seas, Señor, Dios de nuestros padres. Bendito sea tu santo y glorioso Nombre. Alabado y exaltado eternamente. Bendito seas en el firmamento del cielo. Aclamado y glorificado eternamente por encima de todo. (Dn 3, 52.56)

Bendito seas, Señor, Dios de nuestros padres. Bendito sea tu santo y glorioso Nombre. Alabado y exaltado eternamente. Bendito seas en el firmamento del cielo. Aclamado y glorificado eternamente por encima de todo. (Dn 3, 52.56)

¡Sálvame, Señor, por tu misericordia! (Salmo 31, Antífona)

¡Sálvame, Señor, por tu misericordia! (Salmo 31, Antífona)

El que no hace mal a su prójimo ni agravia a su vecino, el que no estima a quien Dios reprueba y honra a los que temen al Señor. El que procede así, nunca vacilará. (Salmo 15, 3b-4a.5b)

El que no hace mal a su prójimo ni agravia a su vecino, el que no estima a quien Dios reprueba y honra a los que temen al Señor. El que procede así, nunca vacilará. (Salmo 15, 3b-4a.5b)

Sí, el Señor hará justicia con su pueblo y tendrá compasión de sus servidores. (Deut. 32, 36a)

Sí, el Señor hará justicia con su pueblo y tendrá compasión de sus servidores. (Deut. 32, 36a)

Te doy gracias, Señor, de todo corazón, porque has oído las palabras de mi boca. Te cantaré en presencia de los ángeles y me postraré ante tu santo Templo. (Salmo 138, 1-2a)

Te doy gracias, Señor, de todo corazón, porque has oído las palabras de mi boca. Te cantaré en presencia de los ángeles y me postraré ante tu santo Templo. (Salmo 138, 1-2a)

El Señor asciende entre aclamaciones, asciende al sonido de trompetas. Canten, canten a nuestro Dios, canten, canten a nuestro Rey. (Salmo 47, 6-7)

El Señor asciende entre aclamaciones, asciende al sonido de trompetas. Canten, canten a nuestro Dios, canten, canten a nuestro Rey. (Salmo 47, 6-7)

Señor, que tu amor descienda sobre nosotros, conforme a la esperanza que tenemos en Ti. (Salmo 33, 22)

Señor, que tu amor descienda sobre nosotros, conforme a la esperanza que tenemos en Ti. (Salmo 33, 22)

Pinterest
Buscar