Pinterest
(Berlín) Quien llega a Berlín no puede dejar de vivir la experiencia de probar una buena pinta de cerveza tirada. La ciudad desborda en bares pintorescos para llevar a cabo esta tradición germana. Aquí, le contamos sobre algunos de ellos. Prater Garten. La cervecería más antigua de Berlín al aire libre. Kastanienallee 7. Golgatha. Cervecería …

(Berlín) Quien llega a Berlín no puede dejar de vivir la experiencia de probar una buena pinta de cerveza tirada. La ciudad desborda en bares pintorescos para llevar a cabo esta tradición germana. Aquí, le contamos sobre algunos de ellos. Prater Garten. La cervecería más antigua de Berlín al aire libre. Kastanienallee 7. Golgatha. Cervecería …

Pinta - Shakalaka  http://www.beer-pedia.com/index.php/news/19-global/4766-pinta-shakalaka  #beerpedia #browarpinta #ipa #huellmelon #equanot #mosaic #beerblog #beernews #newrelease #newlabel #craftbeer #μπύρα #beer #bier #biere #birra #cerveza #pivo #alus

Pinta - Shakalaka http://www.beer-pedia.com/index.php/news/19-global/4766-pinta-shakalaka #beerpedia #browarpinta #ipa #huellmelon #equanot #mosaic #beerblog #beernews #newrelease #newlabel #craftbeer #μπύρα #beer #bier #biere #birra #cerveza #pivo #alus

Incluye una túnica en tonos de amarillo y blanco que imita a una pinta de cerveza.

Incluye una túnica en tonos de amarillo y blanco que imita a una pinta de cerveza.

Una pinta de cerveza se disfruta en el pub Cassidy's - http://www.absolutirlanda.com/una-pinta-de-cerveza-se-disfruta-en-el-pub-cassidys/

Una pinta de cerveza se disfruta en el pub Cassidy's - http://www.absolutirlanda.com/una-pinta-de-cerveza-se-disfruta-en-el-pub-cassidys/

«Le enseño parte del edificio, con sus grafitis y los talleres de artistas. Salimos al jardín trasero, donde un DJ pincha música electrónica y varias personas, que tienen pinta de llevar desde ayer de fiesta, bailan bajo los efectos de algo más que unas cervezas. En una esquina, con unas condiciones higiénicas dudosas, un tatuador dibuja un símbolo tribal en el hombro de una adolescente».

«Le enseño parte del edificio, con sus grafitis y los talleres de artistas. Salimos al jardín trasero, donde un DJ pincha música electrónica y varias personas, que tienen pinta de llevar desde ayer de fiesta, bailan bajo los efectos de algo más que unas cervezas. En una esquina, con unas condiciones higiénicas dudosas, un tatuador dibuja un símbolo tribal en el hombro de una adolescente».