PARAPENTE

Andres Quiroz
Columpiarse del aire en su hamaca de viento
20 Pines12 Seguidores
Más arriba, más arriba, me elevo majestuosamente como una envoltura de caramelo a la deriva...más arriba Marge...más arriba he dicho ...quiero elevarme más allá que cualquier otro hombre, deseo mirar a las nubes con desdén, quiero mofarme de la creación divina y escupirle a la cara a ....ouchhhh...  Homero en paracaidas  https://www.youtube.com/watch?v=FcLVMKfadWY

Más arriba, más arriba, me elevo majestuosamente como una envoltura de caramelo a la deriva...más arriba Marge...más arriba he dicho ...quiero elevarme más allá que cualquier otro hombre, deseo mirar a las nubes con desdén, quiero mofarme de la creación divina y escupirle a la cara a ....ouchhhh... Homero en paracaidas https://www.youtube.com/watch?v=FcLVMKfadWY

LAS NUBES  Las nubes son almas de mujeres que perecieron ahogadas. Mentira. Las nubes son las ropas blancas que el viento se lleva de los alambres de los patios. También mentira. Porque -¿las nubes?- Naciones que hacen el mapa del cielo. Continentes países islas las manchas blancas de las nubes.  ¡oh! mi patria  Mi única patria.  Luis Vidales. Suenan Timbres.

LAS NUBES Las nubes son almas de mujeres que perecieron ahogadas. Mentira. Las nubes son las ropas blancas que el viento se lleva de los alambres de los patios. También mentira. Porque -¿las nubes?- Naciones que hacen el mapa del cielo. Continentes países islas las manchas blancas de las nubes. ¡oh! mi patria Mi única patria. Luis Vidales. Suenan Timbres.

Sin embargo  te advierto que estamos cosidos A la misma estrella Estamos cosidos por la misma música tendida De uno a otro Por la misma sombra gigante agitada como árbol Seamos ese pedazo de cielo Ese trozo en que pasa la aventura misteriosa	 La aventura del planeta que estalla en pétalos de sueño  Vicente Huidobro. Altazor. Canto II.

Sin embargo te advierto que estamos cosidos A la misma estrella Estamos cosidos por la misma música tendida De uno a otro Por la misma sombra gigante agitada como árbol Seamos ese pedazo de cielo Ese trozo en que pasa la aventura misteriosa La aventura del planeta que estalla en pétalos de sueño Vicente Huidobro. Altazor. Canto II.

Como un pájaro libre, de libre vuelo...

Como un pájaro libre, de libre vuelo...

Trepanada la piel de la montaña por un devorador animal que la muerde sin contemplación y succionando su verdor en ladrillos inertes...

Trepanada la piel de la montaña por un devorador animal que la muerde sin contemplación y succionando su verdor en ladrillos inertes...

Vení...subíte a mi ilusión súper sport...  Astor Piazzola. Balada para un loco.

Vení...subíte a mi ilusión súper sport... Astor Piazzola. Balada para un loco.

Llevo la sombra por delante es mi escudo  A veces ella inventa otro cuerpo  Me refugio entonces bajo el árbol como un animal abandonado  Anise Koltz. Cantos de rechazo.

Llevo la sombra por delante es mi escudo A veces ella inventa otro cuerpo Me refugio entonces bajo el árbol como un animal abandonado Anise Koltz. Cantos de rechazo.

En otra madrugada, por vientos de ceniza, obedecí al latido de la alondra. El cielo no era cielo todavía.  ...No regresó conmigo la alondra persuasiva porque me desterró de su latido cuando el cielo fue luz de mediodía.  Maria Elena Walsh. Balada de la alondra persuasiva.

En otra madrugada, por vientos de ceniza, obedecí al latido de la alondra. El cielo no era cielo todavía. ...No regresó conmigo la alondra persuasiva porque me desterró de su latido cuando el cielo fue luz de mediodía. Maria Elena Walsh. Balada de la alondra persuasiva.

Un pato feo  Pero fue en el vuelo donde se explicó su brazo torpe: era un ala. Y el ojo un poco estúpido; aquella mirada estúpida se ajustaba a lo espacioso. Caminaba mal, pero volaba. Volaba tan bien que hasta arriesgaba su vida, cosa que era un lujo. Caminaba ridículo, con cuidado. En el suelo era un convaleciente.  Clarice Lispector. Para no olvidar. p 15.

Un pato feo Pero fue en el vuelo donde se explicó su brazo torpe: era un ala. Y el ojo un poco estúpido; aquella mirada estúpida se ajustaba a lo espacioso. Caminaba mal, pero volaba. Volaba tan bien que hasta arriesgaba su vida, cosa que era un lujo. Caminaba ridículo, con cuidado. En el suelo era un convaleciente. Clarice Lispector. Para no olvidar. p 15.

Mientras la oscuridad esperaba la luz, me fui de gaseosa a las nubes              secas de verano.  Heli Ramírez. Para morder el cielo.

Mientras la oscuridad esperaba la luz, me fui de gaseosa a las nubes secas de verano. Heli Ramírez. Para morder el cielo.

Pinterest
Buscar